Renault reduce sus emisiones de óxido de nitrógeno de sus vehículos Diésel EURO 6b

MADRID, 6 Abr. (EUROPA PRESS) –

   El fabricante de automóviles francés Renault ha desplegado un conjunto de acciones encaminadas a reducir las emisiones de óxidos de nitrógeno de sus vehículos Diésel EURO 6b en uso normal de cliente, según ha informado la compañía en un comunicado.

   La compañía ha puesto en marcha dos palancas que permitirán mejorar el control de los sistemas anticontaminantes de sus vehículos.

   Por ello, ha ampliado el ámbito de funcionamiento de los sistemas de recirculación de gases de escape (EGR), que son un elemento “clave” para la reducción de óxidos de nitrógeno.

   Los estudios y análisis realizados por la compañía le han permitido multiplicar por dos el espectro de temperatura de funcionamiento de los sistemas EGR, manteniendo la fiabilidad y la seguridad del motor y del vehículo en el conjunto total de posibilidades de utilización por parte de cualquier cliente.

   Por otro lado, el rendimiento reforzado del pilotaje de la ‘NOx trap’, que permite el almacenamiento y el tratamiento a intervalos regulares de óxidos de nitrógeno.

   Según Renault, la frecuencia y la eficacia de las purgas aumentan con un sistema más “robusto”, con el fin de tener en cuenta la diversidad de condiciones de utilización.

   Estas acciones combinadas llevarán de media dividir por dos los óxidos de nitrógeno sobre el campo de actuación de la EGR. Los nuevos modelos Diésel EURO 6b que se lanzarán en un futuro integrarán de serie estas evoluciones.

   A partir de octubre de 2016, los clientes en posesión de un vehículo EURO 6b podrán pedir beneficiarse, a coste cero, de estas evoluciones pasando por una Red Renault. El grupo ha recordado que todos sus vehículos están homologados según las normas en vigor.

Deja un comentario