Volkswagen recibe la ‘luz verde’ para reparar 1,1 millones de Tiguan y Caddy con el motor TDI 2.0

El consorcio automovilístico alemán Volkswagen ha recibido la autorización para iniciar el proceso de reparación de 1,1 millones de unidades de sus modelos Volkswagen Tiguan y Caddy con el motor 2.0 TDI EA 189, afectados por el caso del software que alteraba las emisiones de óxidos de nitrógeno (NOx).

De esta forma, la Autoridad Federal del Transporte a Motor de Alemania (KBA, por sus siglas en alemán) ha aprobado las soluciones técnicas presentadas por la compañía para reparar el problema del software en dichos modelos. Así, la compañía se pondrá en contacto con los propietarios de los vehículos para que acudan a los talleres para proceder a la operación de actualización.

Volkswagen explicó que la aprobación de las soluciones técnicas para estos 1,1 millones de unidades de los modelos Caddy y Tiguan con el motor TDI 2.0 se suma a la recibida la semana pasada para unas 800.000 unidades de los Volkswagen Passat, CC y Eos, también con dicho motor.

La compañía ha recibido a su vez la autorización para reparar el software en los Seat Exeo, en los Volkswagen Golf y Amarok y en los Audi A4, A5, A6 y Q5, también con este propulsor. Volkswagen destacó que desde que se iniciara el año se ha autorizado la reparación de más de 2,5 millones de vehículos del grupo.

La corporación con sede en Wolfsburg señaló que sus talleres y su personal está preparado para llevar a cabo la actualización del software requerida y apuntó que la puesta en marcha de estas operaciones depende de la regulación particular de cada país.

Así, recordó que la KBA alemana confirmó que estos 1,1 millones de unidades del Tiguan y del Caddy, una vez que sean objeto de la actualización del software, no experimentarán cambios en sus cifras de consumo ni tampoco en sus prestaciones. Esto se aplica también a todos los vehículos que han recibido la aprobación.

La compañía automovilística recordó que los clientes que tengan un coche afectado no incurrirán en ningún coste derivado de la reparación y recibirán una solución de movilidad adecuada en caso de que la necesitan mientras el coche está en el taller. Además, resaltó que todos los vehículos afectados son seguros y válidos para la conducción.

Deja un comentario